BOLETÍN ESPECIAL: EL ARTE EN LA SEMANA SANTA DE BAENA

Con motivo del boletín número 40 del Grupo Amador de los Ríos hemos preparado un ejemplar especial dedicado a la imaginería de la Semana Santa de Baena. Con fotografías de Carlos Valentín Bernal y texto de Francisco Expósito, se incluyen todas las imágenes que procesionan en la celebración declarada de Interés Turístico Nacional. En las cuatro páginas se hace un recorrido por la importancia artística de la escultura cofrade de la localidad, con fotografías de todas ellas, además de recogerse algunas de las desaparecidas durante la guerra civil.

Os incluimos el texto que ilustra el boletín:

EL ARTE EN LA SEMANA SANTA DE BAENA

F. EXPÓSITO
La importancia histórica de la villa de Baena ha quedado reflejada en la Semana Santa. Durante los recorridos procesionales desfilan valiosas imágenes pertenecientes a la escuela granadina de los siglos XVII y XVIII, La presencia del arte de Pedro de Mena, José Risueño, José de Mora o Pablo de Rojas se identifica en algunas de las esculturas procesionales, a las que se unen otras que concentran una gran devoción entre los baenenses. Como sucede en otros municipios, uno de los grandes problemas o carencias del arte cofrade se encuentra en la certificación de las atribuciones. Así sucede por ejemplo con las imágenes de Jesús de los Azotes y Jesús de la Ventana, que se atribuyen al taller de José Risueño y José de Mora. En el mismo caso se encuentra la talla del Cristo de la Sangre, declarado bien de interés cultural, y que se relaciona con Pablo de Rojas, pero antes se vinculó a los Hermanos García, o la Virgen de la Soledad, vinculada a Pedro de Mena y a José de Mora. La incapacidad para identificar no sólo la autoría, sino también la procedencia, ha creado historias leyendas en torno a algunas de ellas. Así sucedió con Jesús Nazareno hasta que se descubrió su autor al ser restaurado en los años noventa del pasado siglo.

La importancia artística de la Semana Santa de Baena se describe en gran medida por la presencia de importantes imágenes pertenecientes sobre todo a la escuela granadina barroca, aunque también destacan algunas de la escuela sevillana. La imagen transmite el sentimiento religioso y el barroco fue una corriente de gran carga expresiva como se puede observar en algunas obras de arte de la localidad.

El Miércoles Santo desfilan tres de las imágenes más destacadas de la imaginería baenense: Jesús de los Azotes, Jesús de la Ventana y la Virgen de los Dolores. Los desastres de la Guerra Civil dejaron a la procesión del Jueves Santo sin imágenes al arder en el año 1936, por lo que la cofradía tuvo que realizar un enorme esfuerzo económico para adquirir las nuevas tallas y completar la escenografía imaginera. Hasta 1940, año en el que la cofradía adquirió la talla de Jesús del Prendimiento no comenzaría una lenta recuperación, incorporándose también la Virgen de la Esperanza de San Juan, procedente del antiguo hospital de San Juan. La última de las tallas fue realizada por Miguel Arjona Navarro en 1988 (San Juan).

La cofradía del Santísimo Cristo del Perdón porta a hombros la imagen más antigua de la Semana Santa de Baena, pues se data a finales del siglo XV o principios del XVI. Aunque es de autor desconocido, se relaciona con el círculo de Diego de Siloé y también con el escultor flamenco Luydvinos de Bruna.

El Viernes Santo es, junto al miércoles, el día en el que desfilan algunas de las imágenes de más valor artístico. Por la mañana, destaca el recorrido procesional de Jesús Nazareno, perteneciente a la escuela sevillana, concretamente a Miguel de Perea. Con su brazo articulado, concentra la devoción de los baenenses durante todo el año. A esta imagen hay que unir también la Virgen de los Dolores, talla del siglo XVIII que se atribuye a la escuela granadina. Es en la cofradía del Dulce Nombre de Jesús donde con mayor nitidez se observa la presencia de la escuela granadina en las imágenes del Cristo de la Sangre (atribuido a Pablo de Rojas), San Juan (Pedro de Mena), María Magdalena (procedente del taller de Pedro de Mena) y Nuestra Señora de la Soledad, vinculada a Pedro de Mena y a José de Mora. Este año incorporará una pequeña talla del Dulce Nombre de Jesús, vinculada a la escuela sevillana barroca. El Domingo de Resurrección destaca la Virgen del Rosario, que se incorporó a la Semana Santa a partir de 1925, pese a que su antigüedad se puede remontar al XVIII. Con anterioridad era imagen de gloria, considerándose una de las más antiguas hermandades de Baena.
El Domingo de Ramos estrenará este año la imagen de María del Amor.

Bibliografía:
-Expósito Extremera, Francisco: Semana Santa de Baena. Historia de una devoción popular.
-V.A.: La pasión de Córdoba. Análisis del patrimonio artístico de Juan Dobado.
-Revista Cabildo.

BOLETIN 40 IMAGENES SEMANA SANTA AB2014

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.